lunes, febrero 11, 2008

Merecemos ser vistos

Otra mas de películas.

Este viernes dieron en televisión "Monster", película protagonizada por Charlize Theron. Fuera de lo buena o mala que es esta película, la historia que se cuenta de la protagonista es tremenda y tan real que me da miedo. Para quienes no la han visto, cuenta la historia de una prostituta que se vuelve asesina en serie. Parte contando su vida, desde una infancia con un padre abusivo, violento y que abandonó a su familia, siendo ella muy joven. Luego va creciendo y en imágenes muestran que la primera vez que se prostituye lo hace por error, suena raro, increíble, pero es cierto. Ella creyó que el chico la quería y la única forma que tenía para demostrar su afecto era el sexo. De cierta forma fue increíblemente ingenua y a la vez completamente entregada, pensó que el era el chico que la salvaría, pero lo único que hizo este hombre fue contarle a los hermanos de ella, lo que habían hecho, con lujo de detalle, luego de eso fue la prostituta del pueblo. Todo esto se cuenta en imágenes y con un speech de la protagonista, para mi lo mas fuerte fue lo que decía, ella creía que tarde o temprano alguien, algún hombre, sería capaz de "verla", de realmente ver quien era ella y de todo lo que era capaz de entregar, creyó eso toda su vida, con cada nuevo hombre, cada nuevo cliente, pensó que alguno sería capaz de notarla (todo esto pasa en los primeros 5 minutos de la trama).

Parte de esto también se repite en la película 5 cm, de la que ya les hablé, en esta una chica de la nueva escuela del protagonista se enamora de él y en una escena, desesperada, pide a gritos que por favor la vea, porque el protagonista nunca se fija en ella, la mira pero no la ve, él simplemente no repara en lo que ella siente y demuestra, para el protagonista esta niña es poco mas que un mueble o una mascota, le es imposible amarla porque simplemente ni siquiera es capaz de enterarse de su real existencia.

Parte de esta reflexión aparece también en "Don Juan de Marco", extraordinaria película dirigida por Jeremy Leven y protagonizada por Jonhy Deep, al final de la historia, el psiquiatra interpretado por Marlon Brando le pregunta a su esposa "como estás", pero no como un mero formalismo, de verdad "como estás" ¿que cosas has dejado de hacer por mi?, ¿de que formas te he herido sin enterarme?, dime, después de tantos años juntos ¿quien eres?, porque por un tiempo dejé de verte, a pesar de vivir juntos.

En realidad, reflexionando un poco, me parece que es un reclamo común, lo he escuchado en boca de diferentes personas y lo he visto en varias películas, inclusa una en que el protagonista se tatuó la insignia de su equipo en el trasero y su mujer ni siquiera se había dado cuenta 3 semanas después.

¿Sabían que en realidad no vemos los objetos a nuestro alrededor?, lo que vemos es la luz reflejada en ellos, que es captada por nuestros ojos e interpretada por la mente, por eso no vemos cuando no hay luz :P. Suena obvio, pero yo no había reflexionado al respecto hasta hace algunos años. Es por eso que existe el maquillaje, por esa razón cuando vemos en la calle, a quien aparece en televisión, puede parecernos tan diferente a como se ve en pantalla. Desde que me di cuenta de esto, me he preguntado que tan diferente sería nuestra interacción social, si tuviésemos una especie de sonar como el de los delfines o los murciélagos. Cosas como el maquillaje nos serían indiferentes, las arrugas, algunas malformaciones, etc.


¿Cuantas veces me he dejado llevar por una cara bonita?... la verdad desde que me siento adulto, hace unos 10 años, casi nunca, pero aún asi, me ha ocurrido. En la actualidad, prácticamente no me ocurre, lo mas que logra una cara bonita es una sonrisa de mi parte, pero cada día entiendo menos la conducta de algunos hombres y mujeres ante la belleza física.... y a veces ni siquiera las encuentro realmente bonitas, solo "destapadas".

Pero bueno, creo que me voy del tema, me parece que todos merecemos ser vistos, merecemos que se nos note por lo que somos, no por lo que aparentamos. Merecemos que quienes nos rodean sepan de verdad quienes somos, todo lo que podemos entregar, todo lo que podemos llegar a ser. Una vez escuché a un hombre hablar sobre uno de sus hermanos y decía "nunca había visto a mi hermano de esa manera, no sabía que era tan bueno en lo que hacía, todos los demás lo obedecían". No se que habrá hecho ese hermano, pero me supongo que alguna vez mas de alguno habrá sentido algo similar por alguien a quien conocía con mediana familiaridad y que de pronto se nos aparece bajo un nuevo cariz, una nueva luz, que ilumina su silueta de una manera que nunca antes habíamos visto.

Personalmente me gusta pensar que hay cosas en mi que no se ven, salvo bajo alguna luz especial... tal vez sea tenerme mucha fe ¿no?. Fuera de bromas creo que todos mantenemos un par de cartas guardadas en nuestras mangas o, tal vez, algunas personas cercanas a nosotros, no saben que jugamos cartas ...

1 comentario:

  1. Este post me ha gustado mucho, has tocado de una manera delicada pero directa muchas cosas importantes.

    "¿de que formas te he herido sin enterarme?"... wow, que pregunta. Creo que si tuvieramos alguna vez el valor de decirle a la persona que muchas veces erramos en endiosar, sobre las muchas veces que nos lastiman y a su vez saber que nosotros tambien contribuimos a fisurar los "lazos" creados por el amor, la vida, la convivencia... vaya el amor... probablemente duraria por siempre, guardarse las cosas y aguantarselas nunca lleva a nada bueno, y la hipocresia al final resulta tan maligna como una enfermedad mortifera. Me encanto esa pregunta.

    "Lo que nuestros ojos ven, no es mas que un reflejo de la realidad", lo aprendi cuando estudiaba en mi clase de fisica el tema de óptica, y desde ese dia, cambio el concepto de VER en mi vida... como tu, le he dado algunas vueltas al asunto... y al final me pierdo en mis pensamientos =)

    La cuestión es que hay que aprender a ver, y a la vez aprender a convivir con quien prefiere mantenerse ciego... Y en un mundo de ciegos, lo mejor es encontrar a otro mas que haya aprendido como uno... a ver la luz

    ResponderEliminar